CLAUSURARON UN GIMNASIO POR TRABAJAR A PUERTAS CERRADAS

Alrededor de las 20 horas de este viernes, un gimnasio fue clausurado por estar brindando actividades a clientes sin autorización.

Allí se hallaban el dueño, Alfredo Oscar Seijas de 49 años, y seis personas más utilizando las máquinas. El lugar se encuentra en la intercepción de las calles Misioneros y Castelar, y la policía llegó al lugar y procedió a la clausura del lugar. Además se labró una infracción al artículo 205 del Código Penal a un total de 7 personas.

Vale recordar que a pesar de la inclusión de nuevos rubros, las reuniones sociales o actividades deportivas no están involucradas en la fase 4 a la que está sometida la ciudad de Bahía Blanca.

Deja tu comentario

comentarios

También podría gustarte